«

»

Nov 08

Qué es la Competencia Desleal y cuál es su marco regulatorio

La Competencia Desleal

La Competencia Desleal que puede surgir y que ha estado presente en la historia del comercio y del mercado ha sido objeto de control y hoy más que nunca, esa acción humana convertida en institución del Derecho de Propiedad Intelectual, es motivo de regulación y control basado en acuerdos internacionales y más en específico del Convenio de la Unión de París.

La protección contra la Competencia Desleal surge como una consecuencia histórica de la expansión de las distintas modalidades de la Propiedad Industrial; especialmente las marcas.

Desde que el producto del trabajo humano o la apropiación de los frutos y recursos de la naturaleza se convierten en mercancía surgen los mercados y con ellos se inicia la competencia entre mercaderes o comerciantes para vender sus productos.

En el largo camino del comercio muchas han sido las cosas que se han sucedido y cientos han sido las causas y consecuencias para dominar los mercados y monopolizarlos. Millones han muerto y mueren actualmente como consecuencia de los deshumanizados entes que se han degenerado en su afán de obtener más y más ganancias sin importar cómo; su fin justifica sus medios.


ENLACES PATROCINADOS

No obstante la locura reinante en este desigual y globalizado mundo de hoy, existen normas creadas por los mismos mercaderes para controlarse los unos a los otros y repartirse del mejor modo posible el néctar extraído a las grandes masas explotadas y creadoras de bienes y servicios.
El Convenio de la Unión señala en su artículo 1.2, entre otras cosas, que “…la protección de la propiedad industrial tiene por objeto… la represión de la competencia desleal.”
En el artículo 10 bis del Convenio de la Unión viene tratado como tal la Competencia Desleal en donde se dice que todos los países miembros de la Unión están obligados a asegurar una protección eficaz contra la competencia desleal.
Define el propio artículo que la Competencia Desleal es todo acto de competencia contrario a los usos honestos en materia comercial e industrial, y que deberán prohibirse:
  • Cualquier acto capaz de crear una confusión, por cualquier medio que sea, respecto del establecimiento, los productos o la actividad industrial o comercial de un competidor;
  • las aseveraciones falsas, en el ejercicio del comercio, capaces de desacreditar el establecimiento, los productos o la actividad industrial o comercial de un competidor;
  • las indicaciones o aseveraciones cuyo empleo, en el ejercicio del comercio, pudieren inducir al público a error sobre la naturaleza, el modo de fabricación, las características, la aptitud en el empleo o la cantidad de los productos.
Al principio solo se limitaban sus normas a la protección del competidor pero hoy en día, a diferencia de las leyes de marcas, esta institución del Derecho de Propiedad Industrial también va encaminada a proteger los derechos del público en general, de los consumidores y de la competencia.
La doctrina y jurisprudencia internacional vienen aceptando desde hace tiempo que el Derecho de Marcas forma parte del Derecho de Competencia, lo cual no tiene mucha trascendencia pero sí es determinante en la solución de conflictos relativos al registro, uso y defensa de las marcas; eso tiene ocupado a la doctrina y jurisprudencia desde que existe un derecho codificado de marcas.

¿Tienen las normas represoras de la competencia desleal un rango superior en Derecho al Derecho de Marcas?

Son dos normas de diferente formación y mantienen una relación de conflicto entre sí.
Pero esto es materia de otro artículo que se tratará más adelante y que aparece muy bien analizado en el libro “Selección de Lecturas de Propiedad Industrial” Tomo I. De las autoras, Dra. Marta Moreno Cruz y la Dra. Emilia Horta Herrera.

Artículo editado y actualizado 8 de noviembre de 2014



Bibliografía:
  • Libro “Selección de Lecturas de Propiedad Industrial” Tomo I. De las autoras, Dra. Marta Moreno Cruz y la Dra. Emilia Horta Herrera. ISBN 959-258-930-5

Las Respuestas a Comentarios pueden demorar 72 horas pero serán dejadas en su correo electrónico antes.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies